Cimbrel Atlético de Hanoi

Aventuras de un socio del Atleti, colmenareño y naviego en extremo Oriente

domingo, 25 de abril de 2010

Limpiando telarañas



Dicen por ahí que mi blog tiene telarañas, y debe de ser verdad, porque me lo dijeron hace mucho tiempo, o al menos a mi me lo parece. El tiempo pasa muy despacio en Vietnam, mucho más que en Carballiño, y no se muy bien a que es debido.

Voy a intentar quitar parte de las telarañas. La verdad es que estos días he estado muy atareado y no he hecho nada especial que merezca la pena contar, salvo una tortilla de patatas y gazpacho. Los dos nos supieron a gloria, no se si por la calidad de la materia prima, el talento del cocinero o, como diría Ricardo, el ansia viva de no comer vietnamita.

Cristian llegó hace un par de semanas. para los que no les conozcáis, ha trabajado conmigo en Carballiño estos últimos cuatro años. Es argentino e hincha del Boca, pero anda en casa con una camiseta del Atleti, como yo.

El primer fin de semana que estuvo aquí, nos fuimos a Tam Coc. Le llevé para que viera lo bonito que es Vietnam. Está a un par de horas de Hanoi.35 US$ nos costó la excursión que incluye traslado, visita a un par de templos, alquiler de bicicleta para hacer un recorrido de una hora entre arrozales y montañas, comida bufet y después un paseo de hora y media en barca por un río rodeado de campos de arroz y montañas calizas como las de Halong Bay.



Me quedé impresionado de la habilidad que han desarrollado los vietnamitas de esta zona para remar con los pies, algo digno de admiración.


Os dejo un video, no se si hay alguien remando con los pies, pero al menos podeís comprobar que el río estaba tan concurrido como las calles de Hanoi.




El domingo siguiente hicimos en casa un concurso internacional de cocina.
ms Linh vino a casa y coció una especialidad vietnamita Nam, o sea, rollitos de primavera. Si alguno sabe vietnamita me dirá que no he escrito bien rollitos de primavera porque me falta el acento, y es verdad. Que yo sepa Nam, con los diferentes acentos significa rollito, hombre y cinco y además conozco a un Mr Nam. Bueno,, a lo que voy, la cocina. La verdad es que los Nam estaban muy buenos, y un día deestos me voy a animar a cocinarlos, pero el concurso lo ganó la tortilla, si bien tengo que reconocer que había dos españoles, un argentino y solo una vietnamita. Os dejo una foto con nuestras creaciones.





PD.- He conocido a un tío de Ourense que trabaja en la embajada y mejor aun, a un español que lleva aquí seis años y que es del Atleti....ya somos tres para la peña atlética Hanoi
video

sábado, 3 de abril de 2010

Nuevas actividades






En estos días he podido hacer en Vietnam algo que echaba profundamente de menos y que pensaba que no haría por aquí.

Jugar al futbol.

Pero claro, jugar al futbol en Vietnam no es lo mismo que jugar en España.

No es igual que jugar en la hierba perfectamente cortada y cuidada por Jorge y Jimmy del campo de Medal, viendo el mar.
No es lo mismo que jugar en el cesped artificial del canódromo de Madrid

No es lo mismo que jugar en los pabellones de Cea, Maside o en el Paco Chao con su parquet.

No es lo mismo que jugar en el pabellón Lorenzo Rico, ni siquiera en la Magdalena en Colmenar, con esa pista de cemento...

Ni siquiera como jugar en la arena abrasiva del desaparecido campo de los Rehuedos de Colmenar Viejo.

Para los de Colmenar, es como jugar en el campo Cubacho hace...¿35 años?



Organizaron un cuadrangular entre las oficinas centrales del cliente (VEC), los responsables del tramo 1 y 2 (EPMU1), los contratistas coreanos (Posco) y el Ingeniero (Getinsa), que presentó una alineación internacional vietnamita-española

La cosa no empezó muy bien. La secretaria nos compró equipación para todos. Pantalones y camisetas y para el portero camiseta, pantalones y guantes. Los pantalones y la camiseta no me entraban de ninguna de las maneras (aquí son más bien canijos), pero eso no fue lo peor...

Me compró unos guantes, y claro, la chica vio unos guantes españoles e, ilusionada, los compró, no reparando en gastos...

Aquí podéis ver los guantes...



Los guantes salieron volando ante el estupor de Ms Linh que no entendía nada.

Además del escudo ponía Real Mandril y Casillas por todas partes.

En la foto de arriba estoy explicando a Ms Linh la diferencia entre el Glorioso Atlético de Madrid y ese otro equipo... en plan Barrio Sésamo.
De todas formas, y preveiendo el estado del terreno de juego, tampoco era plan jugar sin guantes, así que, con un poco de celo y bolígrafo rojo, la situación se pudo solventar de manera airosa.





Y empezó el torneo. Primero la inaguración, con lectura de las reglas y entrega de ramos de flores a los capitanes.




Después, el primer partido. Getinsa - EPMU1. Mi primera pregunta fue si estábamos autorizados a ganarles porque son los clientes. Me aseguraron que si, que podíamos. Por que en Vietnam se practica el juego limpio...Así que jugamos un intenso partido de Kung fut bol. No he visto en mi vida, ni en los campos de la tercera regional madrileña cuando Vallecas era Vallecas y Bustarviejo Bustarviejo, patadas más alevosas, entradas más duras y juego más sucio pero... ni una palabra por parte de los que recibían las coces, ni encararse con el contrario, ni acordarse de toda la familia del arbitro... nada. Recibían las coces, el árbitro pitaba la falta ,o no, y seguía el juego hasta el siguiente Osotogari a la espinilla. Increible. En España el partido hubiera durado aproximadamente minuto y medio. Después se habría organizado una tangana y posiblemente se suspendería el partido...Los taibañoles nos quedamos estupefactos y acongojados por si nos daban alguna caricia.

El resultado de la primera semifinal fue 1 a 1 y tras el lanzamiento de penalties, Getinsa clasificó para la final.

Destacar el terreno de juego y las porterías:


Y a alguna espectadora también:


Ms Nga y compañía


Los coreanos perdieron su semifinal, lástima, porque tenía ganas de vengar a Camacho por lo del Mundial de Corea. Así que jugamos contra VEC la final y perdimos, 3 a 1. Tengo que reconocer que eran mejores.



Algún comentario de índole técnico:

Son malísimos los Viet y los Coreanos jugando al fútbol. Pero malos con ganas y guarros como nunca he visto, pero disciplinados. Aguantan las patadas con resignación.

No quedé especialmente satisfecho de mi actuación, aunque si dolorido, porque el campo estaba durísimo, pero me vieron en la portería, tengo que decir que hubo un par de paradas de mérito, grité como siempre, aunque en Vietnamita

Mr Hanh trái, trái (izquierda, izquierda)
Mr Nguia phai, phai (derecha, derecha)

ante el estupor de algunos espectadores. En fin, se notó que he jugado al fútbol bastante así que se ha corrido el bulo por la obra (me lo ha dicho la Secretaria que lo comentaron en el autobús del Contratista) de que fui jugador profesional del Atlético de Madrid... más me hubiera gustado a mi. Con esta noticia os hacéis idea del nivel futbolístico.

En fin, que quedamos segundos y aquí os dejo una foto del equipo:


Getinsa Vietnam CF


Bueno, en lo que si hay que reconocer que nos superan es en el tercer tiempo. nada de unas cañas en Pepe el guarro o en el Garvi. Montaron una carpa en el campo y nos dieron de cenar...












Espero que pronto haya otro apasionante partido